miércoles, 21 de abril de 2010

The piano has been drinking

3 comentarios:

  1. ...y qué hacemos con un piano borracho...? Magnífico tu poema visual

    ResponderEliminar
  2. la disgresión merece al menos una mirada...

    ResponderEliminar